Diseñador de productos

Descripción
Los diseñadores de productos crean diseños tridimensionales de objetos que van desde artículos para el hogar, tales como calderas, secadores de pelo y lavadoras, hasta aparatos industriales.
Actividades laborales
Los diseñadores de productos crean diseños tridimensionales de objetos. Tienen en consideración el aspecto que debe tener el producto, así como su funcionalidad, los materiales, los costes, los requisitos técnicos y los métodos de producción. El tipo de productos que diseñan puede variar desde electrodomésticos, como radios, televisores y procesadores de alimentos, hasta máquinas grandes de herramientas industriales.

Para realizar el esbozo, el diseñador de productos lleva a cabo una investigación detallada antes de plasmar las ideas en un dibujo o de proceder a la producción de los modelos. Si se aprueba un diseño puede realizar otros cambios antes de dibujar el diseño final que entregará al personal de producción. Los diseñadores utilizan diseño asistido por ordenador (CAD) para realizar su trabajo.

Después de la realización de los diseños de muestra, los diseñadores deben probarlos para comprobar si funcionan correctamente. Es posible que necesiten identificar los materiales más adecuados para cada producto.

Además de diseñar elementos nuevos, los diseñadores de productos también aplican mejoras en los ya existentes.

La mayoría de los diseñadores de productos comienzan como ayudantes de diseñador o como diseñadores aprendices, y poco a poco mejorando sus habilidades de diseño antes de empezar a trabajar por su cuenta como diseñadores o asesores. Trabajan en estrecha colaboración con ingenieros de diseño y producción, para ofrecerles asesoría técnica y ayudar a convertir las ideas en diseños tridimensionales y modelos. También trabajan en colaboración con directores de marketing, que les informan sobre el tipo de persona o cliente a la que va dirigido el producto.

Además de sus responsabilidades habituales, los diseñadores de productos que trabajan como autónomos pueden desempeñar tareas administrativas y de negociación, tales como la organización de reuniones con clientes o empresas contratantes potenciales, o la negociación de contratos y productos de marketing.
Perfil profesional
Para ser diseñador de productos se necesita:
  • Habilidades creativas y artísticas.
  • Dibujar con claridad y precisión.
  • Conocimientos sobre el color y la forma.
  • Habilidades de comunicación, presentación y negociación.
  • Trabajar por cuenta propia y en equipo.
  • La comprensión de los diferentes materiales que se pueden utilizar para fabricar muebles.
  • Habilidades de investigación.
  • Mantenerse al día sobre las innovaciones en el campo del diseño.
  • Capacidad de organización y planificación.
  • La comprensión de los procesos de producción.
  • La capacidad transformar las ideas en un diseño tridimensional.
  • Flexibilidad para adaptar los diseños a las necesidades de los clientes.
  • Habilidades prácticas y de resolución de problemas.
  • La capacidad de aceptar críticas.
  • Conocimientos de diseño de software relacionado con la industria del calzado.
  • Trabajar con plazos de entrega y presupuestos limitados.
Los diseñadores de productos que son autónomos y trabajan por cuenta propia deberán tener habilidades básicas de negociación y de marketing.

Los diseñadores de productos suelen trabajar en más de un proyecto a la vez, así que necesitan habilidades de organización y planificación.
Competencias
  • Analiza información.
  • Aptitudes para dibujar con precisión y claridad.
  • Aptitudes para el diseño asistido por ordenador.
  • Aptitudes para negociar.
  • Capacidad para priorizar tareas.
  • Capacidades organizativas.
  • Capaz de compaginar varias tareas.
  • Capaz de emplear colores y formas de forma creativa.
  • Capaz de encajar críticas y rechazo.
  • Capaz de mantenerse al día sobre los nuevos medios de comunicación.
  • Capaz de mantenerse al día sobre nuevos productos, materiales y tecnología.
  • Capaz de plasmar ideas en diseños en 3D.
  • Capaz de prestar atención al detalle.
  • Capaz de seguir instrucciones.
  • Capaz de trabajar con un presupuesto.
  • Capaz de trabajar tanto solo como en equipo.
  • Capaz de visualizar objetos y espacios en 3-D.
  • Concierta reuniones con clientes.
  • Conocimientos de dibujo, diseño y edición.
  • Conocimientos en escalas y tamaños.
  • Conocimientos en procesos de producción.
  • Conocimientos en software de escaneo.
  • Conocimientos en varios tipos de materiales.
  • Dibuja bocetos con los colores, formas y materiales apropiados.
  • Diseña una amplia variedad de materiales.
  • Elabora propuestas para clientes.
  • Establece y mantiene buenas relaciones con clientes y usuarios.
  • Flexible en la realización de sus tareas.
  • Habilidad para el diseño.
  • Habilidad para resolver problemas.
  • Habilidades artísticas.
  • Habilidades comunicativas.
  • Habilidades en maquetismo.
  • Idea y revisa dibujos, diseños, modelos y prototipos detallados.
  • Interés por el diseño.
  • Lidia con problemas y atiende reclamaciones o consultas.
  • Mantiene informados a los clientes sobre el progreso de su trabajo.
  • Planifica cómo debe llevarse a cabo el trabajo.
  • Realiza investigación.
  • Recopila, interpreta y presenta información.
  • Se asegura de que las necesidades del cliente están cubiertas.
  • Se le ocurren nuevas y creativas ideas.
  • Toma decisiones sobre cómo utilizar imágenes, el espacio, el color y el estilo.
  • Trabaja bajo presión para cumplir con plazos de entrega justos.
  • Trabaja para varios clientes.
  • Una mente lógica.
Estudios oficiales
A continuación se relacionan algunos de los estudios oficiales (ciclos formativos o carreras universitarias) que permiten ejercer esta profesión. Hay que tener en cuenta que dependiendo del ámbito de especialización, es posible que se tenga que complementar la formación con otros cursos más específicos del sector. La formación continua es un aspecto clave para la mejora profesional.
Cursos relacionados