Secretario médico

Descripción
Los secretarios médicos gestionan el trabajo de médicos y otros profesionales del servicio de salud. Sus tareas incluyen procesar textos médicos y cartas, archivar y recuperar los registros de los pacientes, programar citas, gestionar listas clínicas, y realizar un trabajo de recepción y de atención de consultas telefónicas. También podrían tener que calmar y tranquilizar a los pacientes ansiosos o a sus familiares.
Actividades laborales
Los secretarios médicos prestan apoyo administrativo a uno o más médicos y otros profesionales del sector salud.

Son responsables de la organización de la oficina, la organización de sistemas eficientes de presentación, la recuperación de informes médicos y el tratamiento de la correspondencia. Usan ordenadores para escribir cartas confidenciales y notas médicas y para actualizar los registros de los pacientes en un sistema de tratamiento del paciente. Los secretarios a veces preparan presentaciones para conferencias e informes para revistas especializadas.

En los hospitales, podrían trabajar en un departamento dedicado a un solo tipo de enfermedad, o en una oficina centralizada que incluya varios departamentos. Desde departamentos de cirugía hasta departamentos de medicina general o clínicas de salud, podrían gestionar la correspondencia y los registros correspondientes a diferentes tipos de dolencia.

Los secretarios mecanografían discursos médicos certificados (transcripciones de audio) o de notas escritas. A veces pueden tomar notas en las reuniones y utilizarlas para producir las actas (un registro de lo tratado y acordado en la reunión). En algunos hospitales, podrían acompañar a los consultores en sus rondas de barrio y tomar notas a medida que avanzan.

A menudo están involucrados en tareas de recepción, atención de llamadas entrantes, programación de citas y organización del transporte para los pacientes. También pueden ser responsables de mantener la agenda de un médico y una lista clínica. En algunos casos, puede ser que tenga que tranquilizar a pacientes ansiosos y a sus familiares, ya sea cara a cara o por teléfono.
Perfil profesional
Para ser secretario médico tendrá que tener:
  • Habilidades de transcripción de audio y de procesamiento de textos.
  • Un buen dominio del castellano.
  • Fuertes habilidades de organización.
  • La capacidad de planificar y priorizar su carga de trabajo y administrar bien su tiempo, tendrá que ser eficiente y preciso.
  • Un enfoque muy metódico en su trabajo. Debe ser capaz de prestar atención a los detalles.
  • Habilidades de comunicación y habilidades interpersonales, para tratar con los pacientes y sus familiares, así como con una amplia variedad de personal médico.
  • Habilidades de trabajo en equipo.
  • Un trato amable y reconfortante para atender a los clientes por teléfono.
  • La capacidad de manejar la información personal, confidencial y sensible.
  • Respeto por la protección de datos y la ética médica (normas de conducta).
  • Habilidades generales de TIC, tales como envíos de correo electrónico, y manejo de bases de datos, hojas de cálculo y software de presentación.
  • La capacidad de utilizar su iniciativa propia, pensar con rapidez y mantener la calma bajo presión.
  • Interés en la biología humana.
Para algunos puestos, es posible que se requiera una velocidad de escritura mínima de 50-60 palabras por minuto (ppm), por ejemplo.

El trabajo requiere aprender mucha terminología médica.
Competencias
  • Actitud responsable.
  • Actualiza historiales de pacientes en un sistema de gestión de pacientes.
  • Aptitudes de secretariado.
  • Aptitudes para gestionar el tiempo.
  • Aptitudes para la taquigrafía.
  • Aptitudes para transcribir audio.
  • Atiende a consultas telefónicas.
  • Bien organizado.
  • Bueno en gramática, puntuación y ortografía.
  • Capacidad para gestionar carga de trabajo.
  • Capacidad para priorizar tareas.
  • Capacidad para trabajar en equipo.
  • Capaz de mantener información confidencial.
  • Capaz de prestar atención al detalle.
  • Capaz de tomar la iniciativa.
  • Capaz de trabajar bajo presión.
  • Destrezas en informática.
  • Eficiente.
  • Habilidad en mecanografía.
  • Habilidad para el procesamiento de textos.
  • Habilidades comunicativas.
  • Habilidades interpersonales.
  • Interés en biología humana.
  • Lleva la agenda de citas.
  • Mecanografía cartas confidenciales, notas médicas e historiales.
  • Metódico.
  • Organiza la consulta.
  • Organiza sistemas de archivo eficaces.
  • Prepara presentaciones para conferencias.
  • Proporciona soporte administrativo a médicos y profesionales de la salud.
  • Recupera historiales.
  • Toma notas en reuniones.
  • Tranquiliza a pacientes y familiares preocupados.
Estudios oficiales
A continuación se relacionan algunos de los estudios oficiales (ciclos formativos o carreras universitarias) que permiten ejercer esta profesión. Hay que tener en cuenta que dependiendo del ámbito de especialización, es posible que se tenga que complementar la formación con otros cursos más específicos del sector. La formación continua es un aspecto clave para la mejora profesional.
Cursos relacionados