Una persona, una forma de aprender

Eva Corcuera,
Responsable de e-learning en TALIO, consultora en soluciones tecnológicas (País Vasco)
31/05/2018

Cada persona es un mundo… ¿Cuántas veces hemos oído esto?  si… en efecto, eso es totalmente cierto. Cada uno tenemos nuestros gustos, peculiaridades, preferencias…nuestra particular forma de enfrentarnos al mundo, a todo lo que la vida nos va poniendo en el camino. Las experiencias vividas, el entorno y nuestras relaciones con los demás, van dejando sus marcas en nosotros construyéndonos tal como somos: únicos y diversos.

Aceptando esto, nos damos cuenta de que cada uno de nosotros nos enfrentamos al aprendizaje desde distintos puntos de partida y de vista. Aunque aprendamos las mismas cosas no tenemos que hacerlo de la misma manera, de ahí la importancia de plantear nuevos modelos de aprendizaje en los que cada persona encuentre su lugar, la forma más efectiva y satisfactoria de aprender y desarrollarse.

La pregunta que debemos hacernos ahora no es si el aprendizaje debe personalizarse o no, la pregunta clave ahora es… ¿cómo lo hacemos?

Indudablemente no hay un solo enfoque para esto, pero uno de los elementos imprescindibles para ello pasa por construir materiales, métodos y enfoques más flexibles, y en esto el papel de las TIC con todas sus herramientas e instrumentos es fundamental.
 
"Enseñar a aprender durante toda la vida, es uno de los objetivos de la educación del milenio, y este reto no se puede afrontar dejando de lado las TIC".
El nuevo paradigma coloca a la persona, sus intereses y sus características en el centro del proceso, y así el planteamiento se acerca a lo que sucede en la vida real donde el aprendizaje ya es personalizado. Veamos cuáles son algunas de estas posibilidades: Cuando se tienen en cuenta las necesidades e intereses individuales, es decir cuando se trabaja en contextos personalizados, la motivación y el interés son altos. Así es como puede aparecer el placer de aprender que es el motor necesario para mantener vivo el aprendizaje a lo largo del tiempo. Enseñar a aprender durante toda la vida, es uno de los objetivos de la educación del milenio, y este reto no se puede afrontar dejando de lado las TIC. La tecnología ya está presente en todos los ámbitos de la vida, no es una opción, es una realidad y no sería muy inteligente plantearse retos educativos y de desarrollo personal dando la espalda a sus espacios y oportunidades.

En definitiva, alejarnos de los enfoques estándar y tradicionales y centrarnos en el nuevo paradigma es el camino para conseguir las metas de conocimiento y desarrollo personal que buscamos. Tenemos un reto importante que afrontar y las herramientas y posibilidades que ofrecen las TIC permiten e impulsan la adaptación y aceleración del cambio.

¿Cuánto de estas características y de las posibilidades que ofrecen podemos permitirnos despreciar?
 
2 Comentarios
Gracias
Yeneko
Hace 9 meses
Gracias por estas palabras tan inspiradoras, que nos empujan a seguir aprendiendo.
Una persona, una forma de aprender
Itziar
Hace 9 meses
El artículo refleja una realidad que pocas veces se tiene en cuenta: cada uno aprende de una manera diferente, y las nuevas tecnologías nos aportan modalidades que se adaptan a esas necesidades.
Comentar
Nombre
Correo (No se mostrará)
Título
Comentario Límite 500 caracteres. Sólo puedes introducir texto sin formato HTML.
He leído y acepto la política de privacidad
Suscríbete a nuestras publicaciones
Cursos Relacionados
Lo más Leido
Lo último