Tasador

Descripción
Los tasadores calculan el valor de inmuebles, terrenos u otros bienes como maquinaria y obras de arte. Pueden trabajar para organizaciones muy variadas, incluidas las agencias inmobiliarias, la administración pública o la administración municipal.

Actividades laborales
Los tasadores calculan el valor de inmuebles, terrenos y toda una serie de productos como fábricas, maquinaria, bienes muebles y obras de arte.

La razón de la valoración y las funciones del tasador dependen de para quién trabaje. Por ejemplo, las agencias inmobiliarias emplean tasadores para calcular el valor de propiedades para su venta, arrendamiento o hipoteca.

Se usan tasaciones para calcular los impuestos que hay que pagar por las propiedades, y el precio de propiedades o tierras cuando se venden o compran. Los tasadores también aconsejan a las autoridades fiscales y otros departamentos gubernamentales en asuntos fiscales y de valoración.

Los tasadores también pueden calcular el valor de arrendamiento de locales comerciales e industriales, como oficinas, centros comerciales y fábricas. Evalúan los edificios nuevos y reevalúan los existentes tras haber sido reformados o mejorados.

Algunos tasadores se especializan en fábricas y maquinaria, o en arte y bienes muebles, en vez de en tierras y propiedades. La tasación suele hacerse con miras al seguro.

La tasación se combina a menudo con otras funciones como la gestión inmobiliaria o agrimensura y subastas agrarias. La tasación de arte y bienes muebles, particularmente, suele combinarse con las subastas.
Perfil profesional
Para ser tasador, se necesita:
  • Dotes para las matemáticas y habilidades de TI.
  • Ser capaz de realizar cálculos precisos.
  • Estar al día en todas las leyes pertinentes y la tecnología relacionada con su ámbito de trabajo.
  • Ser una persona bien organizada.
  • Tener buenas dotes de comunicación escrita y oral.
En este trabajo tal vez se requiera viajar a nivel local, por lo que resulta útil el permiso de conducir.
Competencias
  • Asesora a departamentos gubernamentales sobre materias relacionadas con la tasación y la valoración.
  • Bien organizado.
  • Capacidad para tratar al público en general.
  • Capaz de anticipar tendencias.
  • Capaz de desarrollar los conocimientos sobre un producto.
  • Capaz de expresar ideas con claridad.
  • Capaz de mantener información confidencial.
  • Capaz de mantenerse al día de los avances tecnológicos.
  • Capaz de plantear preguntas de manera objetiva.
  • Capaz de prestar atención al detalle.
  • Capaz de realizar observaciones.
  • Capaz de tomar la iniciativa.
  • Capaz de trabajar solo.
  • Destrezas en informática.
  • Estima el valor de los objetos en venta.
  • Habilidad para escribir en inglés.
  • Habilidad para los números.
  • Habilidades comunicativas.
  • Preciso.
  • Seguro.
  • Tasa el valor de alquiler de propiedades industriales y comerciales.
  • Trabaja estrechamente con otros profesionales.
  • Trabaja solo.
Estudios oficiales
A continuación se relacionan algunos de los estudios oficiales (ciclos formativos o carreras universitarias) que permiten ejercer esta profesión. Hay que tener en cuenta que dependiendo del ámbito de especialización, es posible que se tenga que complementar la formación con otros cursos más específicos del sector. La formación continua es un aspecto clave para la mejora profesional.
Cursos relacionados