¿Qué es una Escuela de Inteligencias Múltiples?

Koncha Pinós- Pey,
Doctora, profesora universitaria e investigadora senior en Inteligencias Múltiples. Directora de Estudios Contemplativos (Barcelona)
10/11/2015

Considerando la teoría de las inteligencias múltiples de Howard Gardner en la práctica educativa, hay que matizar que es una teoría de las inteligencias, y no  un método educativo específico en el sentido clásico. Cualquier aplicación de cualquier teoría es una interpretación de esa comprensión misma de la inteligencia basada en la experiencia. Ciertos enfoques contemporáneos pedagógicos se basan en visiones más tradicionales de la inteligencia. Por eso es fundamental  preguntarnos ¿desde dónde estamos mirando la inteligencia? No hay una manera apropiada o inapropiada de aplicar la teoría de las inteligencias múltiples, pero sí que podríamos señalar algunas prácticas educativas que están en el espíritu de la teoría de las Inteligencias Múltiples. Eso sí, siempre recomendando que la experiencia se realice desde otra mirada- porque eso es la clave que nos conducirá a la plenitud de la mente.
 
Hay practicas educativas, entornos educativos, padres y maestros que se alinean con la Teoría de las Inteligencias Múltiples y otras que no, y que incluso las contradicen.  Hay incluso un cuerpo creciente de profesionales de la educación y padres que utilizan la Teoría de las Inteligencias Múltiples como herramienta de crecimiento personal o desarrollo. Por ejemplo a la hora de integrar el horario, el rendimiento, el trabajo por proyecto. Pero una escuela autentica de IM, opera en el espíritu de que la teoría no es solo valido, sin praxis que guía a la exploración de cómo la riqueza de la inteligencia puede generar más felicidad en todos los estudiantes.
 
El desarrollo pleno del alumno es el eje vehicular, no la institución, no los profesores, no las notas, no los padres, no el curriculum…. Es el alumno y solo el alumno el que tiene que sentirse alineado con las Inteligencias Múltiples y sentirlas como si fuese un sonido que interpreta en el instrumento de su mente.
 
La inteligencia hasta ahora funcionaba midiendo y evaluando al niño- en un mundo real- sobre una prueba concreta; por ejemplo usamos un test para medir los conocimientos matemáticos y así sabemos que dotación tiene en un área concreta. Pero qué tal si en lugar de usar una prueba o una medida estrecha de lenguaje, fuéramos capaces de definir y describir la inteligencia matemática desde los ocho puntos de vista o inteligencias. Si fuese la inteligencia matemática capaz de trabajar con las otras siete, de forma conjunta, de manera más compleja y sus productos fuesen valorados en un contexto cultural más pleno.
 
Cuando hablo de un contexto cultural pleno, me refiero a un contexto no hecho para la clase media alta, blanca dominante y masculina…. Si no para todos los niños y niñas en su diversidad.  En otras palabras la inteligencia, no es ni más ni menos que aquello que la gente puede hacer en el mundo real, no solo lo que tiene en su mente, o lo que cree… la inteligencia es una herramienta o vehículo de expresión
 
En mi experiencia con niños, la teoría de la inteligencia sugiere que los alumnos deberían tener oportunidades diariamente de implicar a sus ocho inteligencias en cualquier trabajo que realicen en el aula y en la casa. Tal y como lo harán más tarde en el mundo real, tal y como resolverán problemas, crearan productos y se sentirán validados por una comunidad…. Llamada mundo. Para un niño de dos años, el problema no es como hacer una torre de cubos, sino el cómo compartir esa preciosa torre de cubos y pasarla del vertical al horizontal… el  producto de su inteligencia no es solo si resuelve la verticalidad, o la genialidad artística, también como la ha hecho, desde donde la ha hecho, como se ha sentido cuando la hacía…. ¿Estaba cantando, pensaba en mama, era un cuento expresado en forma de torre?
 
Hay al menos ocho inteligencias diferentes en la caja del cerebro de un niño. ¿Cuántas posibilidades nos ofrecen nuestras inteligencias de resolver una operación matemática? ¿Cuántos grados de aprendizaje pueden adquirir un niño sobre una misma materia? Los problemas mundiales de todo tipo se resuelven a través de múltiples dominios y disciplinas… eso tiene que estar reflejado en el aula, representado en toda su diversidad, y en la forma y variedad que motive a una experiencia de aprendizaje, proyecto, método, herramientas, materiales y libertad en la elección. A través de esta variedad el niño tiene la oportunidad y la posibilidad de descubrir y ejercitar su mente- como si fuese un gimnasio- en las ocho inteligencias y sus múltiples combinaciones, y contextos.
 
Las ocho inteligencias son maravillosamente universales, están en todas las culturas y para observarlas tenemos que tener una mente no conceptual. Todos los seres humanos poseen un desarrollo normal de todas las inteligencias en grado, condición y estado. La pregunta no es si un niño tiene o no una inteligencia particular, sino más bien, en qué manera, grado y combinación esta combinación es usada. En cuestiones prácticas es ¿cómo creamos el espacio clase? ¿Qué enfoque tiene nuestra pedagogía? ¿Reconoce las ocho inteligencias y garantiza que todos los niños tienen las mismas oportunidades de expresarse en un espacio tiempo?
 
Las inteligencias son educables y por tanto todos podemos ser más inteligentes. Esto marca una pauta de contraste en relación a la tradicional visión de que la inteligencia era principalmente un rasgo heredado, inmutable con el que se nace. La Teoría de las IM sostiene que todos los niños son inteligentes y pueden serlo aún más. Pero que no hay que confundir expectativas con realización; que el sentido del deber no sobresalga en el área- eso sería un error-. Ofrecer una serie de experiencias repetidas y múltiples para adquirir un concepto no fomenta el entendimiento, ni ha habilidad… sino que puede llegar a cansar a una mente cinestesica. Menos es más.
 
Los niños tienen perfiles únicos de inteligencias, que se desarrollan en entornos y van modificándose a lo largo del tiempo- porque el cerebro es un órgano en crecimiento-. Nosotros creemos que poseemos las inteligencias, y que cada uno de nosotros escoge… pero las fortalezas y preferencias en un momento dado son solo fruto de una "elección" entre un campo múltiple de posibilidades. El niño "tiene que aprender a saber escoger bien, y también a encajar el error con espíritu científico". El perfil de la inteligencia puede cambiar, desarrollarse, crecer, igual que un árbol en un jardín , con más o menos agua, viento. Los factores ambientales juegan un papel importante en la formación y desarrollo de la inteligencia, creando una constelación de habilidades.  Es crucial por tanto como organizamos las clases, curriculum, evaluación, para garantizar que existen oportunidades de que todos los niños puedan descubrir, explorar y nutrir esas fortalezas e intereses. Así como para reconocer y fomentar el interés y las habilidades en las áreas más difíciles o menos atractivas.
Categorías
Comentar
Nombre
Correo (No se mostrará)
Título
Comentario Límite 500 caracteres. Sólo puedes introducir texto sin formato HTML.
He leído y acepto la política de privacidad
Suscríbete a nuestras publicaciones
Cursos Relacionados
Lo más Leido
Lo último