Fitoterapeuta

Descripción
Los fitoterapeutas utilizan remedios a base de plantas medicinales para el tratamiento de muchas clases de dolencias. El objetivo de los fitoterapeutas es tratar los síntomas y (aún más importante) la causa subyacente de la dolencia.
Actividades laborales
La fitoterapia es una medicina holística que utiliza remedios a base de plantas, por ejemplo las hojas, raíces o bayas.

Cuando el fitoterapeuta ve por primera vez a un paciente, habla con él para obtener información sobre el problema y su historial médico. Debido a que la terapia es holística, los fitoterapeutas también harán preguntas sobre la persona en su globalidad (dieta, ejercicio, tipo de vida, etc.).

La terapia se basa en el tratamiento de la causa subyacente del problema, y no sólo en los síntomas específicos.

La primera consulta suele durar por lo menos una hora. El fitoterapeuta tiene que tomar notas detalladas y precisas sobre toda la información que recoge mientras habla con el paciente.

A continuación, el fitoterapeuta suele llevar a cabo un examen físico, que puede incluir todas las cosas que miraría un médico, por ejemplo, ojos, oídos, garganta, temperatura y presión arterial.

Luego, prescribe un remedio y da al paciente un asesoramiento más general sobre su salud y estilo de vida, por ejemplo, para hacer frente al estrés.

Los medicamentos a base de plantas se presentan en muchas formas, como comprimidos, líquidos o lociones, que el fitoterapeuta prepara o compra.

Suele haber citas de seguimiento, por ejemplo al cabo de dos semanas, y luego una vez al mes durante un período, dependiendo de la enfermedad y de cómo responda el paciente al tratamiento.

Los fitoterapeutas atienden a pacientes con muy distintos problemas, entre ellos las afecciones de la piel (como acné y eczema), síndrome de intestino irritable, hipertensión, artritis, insomnio y migraña.

Toman en cuenta toda medicación que el paciente esté tomando, y saben cuándo derivar al paciente a su médico de cabecera u otro profesional médico.
Perfil profesional
Para ser fitoterapeuta, se requiere:
  • Tener interés por la ciencia, por ejemplo, por la patología, anatomía y fisiología.
  • Desear tratar los problemas de salud de los enfermos.
  • Dar un enfoque cuidadoso y concienzudo en el trabajo, con buena capacidad de análisis para diagnosticar los problemas.
  • Tener una personalidad amable y comprensiva.
  • Tener dotes de comunicación para hacer preguntas, explicar los tratamientos y dar consejo con claridad.
  • Saber tomar notas detalladas y llevar registros.
Muchos fitoterapeutas trabajan por cuenta propia, por lo que necesitan los conocimientos necesarios para dirigir su propia consulta.
Competencias
  • Amable.
  • Aptitudes para la escucha.
  • Asesora a personas a decidir el tratamiento a seguir.
  • Capaz de prestar atención al detalle.
  • Deriva a pacientes a otros especialistas médicos.
  • Empático.
  • Emprende y lleva su propio negocio.
  • Examina físicamente a los pacientes.
  • Habilidad para el marketing.
  • Habilidad para la observación.
  • Habilidades comunicativas.
  • Lleva registros con precisión.
  • Paciente.
  • Prepara remedidos herbales de varias formas, incluyendo cápsulas, ungüentos e infusiones.
  • Proporciona asesoramiento.
  • Se encarga de la gestión presupuestaria.
  • Sensible.
  • Toma historias clínicas detalladas, holísticas.
  • Utiliza software y bases de datos de Internet para buscar remedios.
Cursos relacionados