Auxiliar de terapia ocupacional

Descripción
Los auxiliares de terapia ocupacional prestan servicio a personas con problemas de salud mentales o físicos. Ayudan a los terapeutas ocupacionales en la labor de aumentar la independencia de sus pacientes, así como su calidad de vida. Llevan a cabo planes de tratamiento y evalúan las necesidades de sus pacientes. Pueden proporcionar dispositivos y elementos de ayuda y adaptación, como asideros y barras.
Actividades laborales
Los auxiliares de terapia ocupacional trabajan bajo la supervisión de terapeutas ocupacionales. Forman parte de un equipo que presta servicio a pacientes con todo tipo de problemas de salud físicos o mentales.

Estos profesionales ayudan y ponen en ayudan a poner en práctica el trabajo de terapeutas ocupacionales, cuyo objetivo es que sus pacientes sean lo más independientes posible y que su calidad de vida mejore la máximo, tanto en casa como en el lugar de trabajo y en la vida social.

El equipo de terapia ocupacional trabaja con distintos tipos de pacientes, entre los que figuran:
  • Personas con discapacidades físicas o/y intelectuales.
  • Personas mayores, por ejemplo, personas que padecen artritis o que se están recuperando de un derrame cerebral.
  • Pacientes que han salido del hospital tras haber sufrido un accidente o una operación.
  • Pacientes con problemas de salud mental, como ansiedad y depresión.
Habitualmente, en primer lugar, los terapeutas ocupacionales evalúan las necesidades de los pacientes y, a continuación, asignan un plan de tratamiento, que el auxiliar de terapia ocupacional llevará a cabo y controlará.

No obstante, los auxiliares de terapia ocupacional también pueden ser el primer punto de contacto con pacientes, profesionales de la salud y otras agencias al trabajar con otras personas en servicios de voluntariado, servicios sociales y departamentos de la vivienda.

Los auxiliares de terapia ocupacional normalmente se encargan de poner en práctica la valoración inicial efectuada por los terapeutas ocupacionales. Se aseguran de que el tratamiento marcado por el terapeuta ocupacional se realiza y pone en práctica de acuerdo con la agenda establecida.

Así pues, estos profesionales controlan junto con los departamentos de la vivienda, agencias y contratistas que se proporcionan los dispositivos y elementos de ayuda y adaptación correctamente, y que el plan de tratamiento establecido por el terapeuta ocupacional se realiza puntualmente.

Gracias a los dispositivos y elementos de apoyo y adaptación, estas personas son más independientes y viven más seguras y con más comodidad. Entre estos elementos se cuentan asientos de inodoro ajustables, puertas más amplias, asientos para bañera, asideros, barras y duchas especiales. Los auxiliares de terapia ocupacional ayudan a sus pacientes a realizar tareas cotidianas, como ir al baño con seguridad.

Estos profesionales se aseguran de que los dispositivos de apoyo y adaptación se ajustan a las necesidades del pacientes. Asimismo, trabajan codo con codo con él para que se acostumbre a ellos y le muestran cómo utilizarlos.

Además de elementos y dispositivos, los auxiliares de terapia ocupacional aconsejan a sus pacientes sobre servicios que pueden servirles de ayuda, por ejemplo, de departamentos de la autoridad local, organizaciones de voluntariado y organizaciones benéficas. También les ayudan a solicitar ayuda financiera, como un subsidio de asistencia, o a solicitar a las autoridades locales una ayuda económica para adaptar su hogar.

También ayudan a los terapeutas ocupacionales a impartir formación en materia de aptitudes. Por ejemplo, alguien que ha sufrido un accidente o una apoplejía puede necesitar reaprender tareas cotidianas, como lavarse, vestirse y cocinar.

Ayudar al paciente a alimentarse por sí mismo incluye enseñarle a usar cubiertos adaptados, por ejemplo, diseñados para ser utilizados con una sola mano. El auxiliar de terapia ocupacional y el paciente pueden planificar juntos comidas, a fin de que el paciente muestre de nuevo interés por la cocina. Asimismo, estos profesionales llevan grupos de trabajo y talleres en el ámbito de la terapia ocupacional.

Mientras están con sus pacientes, estos auxiliares deben anotar minuciosamente el trabajo que realizan con ellos, lo que incluye redactar informes y poner al día información de las bases de datos informáticas.

Los auxiliares de terapia ocupacional suelen llevar a cabo tareas administrativas, como atender al teléfono, hacer fotocopias, archivar e informar sobre las existencias de equipos.

Asimismo, deben poner cuidado en registrar e informar al terapeuta ocupacional sobre cualquier cambio producido en la salud mental o física del paciente.

Trabajan en varios sitios, como departamentos de la autoridad local (asistencia social y vivienda) y en la sanidad pública. También trabajan en sitios como hospitales, residencias y las propias casas de los pacientes.
Perfil profesional
Para ser auxiliar de terapia ocupacional, se requiere:
  • Que te guste trabajar con personas, a fin de ayudarles a lograr todo su potencial.
  • Poseer unas aptitudes para la comunicación interpersonal excelentes, así como facilidad para comprender qué le ha sucedido a un paciente en particular.
  • Inspirar confianza, a fin de animar y convencer al paciente.
  • Poseer aptitudes comunicativas, ya que hay que saber escuchar a las personas cuando describen las dificultades con que se encuentran y saber cómo y cuándo realizar las preguntas adecuadas.
  • Tener habilidad para explicar las cosas con claridad, por ejemplo, cómo utilizar un dispositivo de ayuda (un asiento de baño, un asidero, etc.), y para cerciorarte de que el paciente ha entendido perfectamente cómo utilizarlo de manera segura.
  • Ser paciente.
  • Tener habilidad para comprender el nivel de motivación del paciente, por ejemplo, cuando experimenta frustración o ansiedad.
  • Ser resolutivo y poseer habilidades observacionales, con el objetivo de evaluar y realizar el seguimiento de los progresos realizados.
  • Saber llevar registros, también por ordenador.
  • Tener habilidad para escribir, ya que hay que redactar informes.
  • Trabajar bien en equipo, puesto que hay que ayudar al terapeuta ocupacional, y también trabajar con asistentes técnicos, empresarios de la construcción, trabajadores sociales, funcionarios de la vivienda, etc.
  • Tener iniciativa y habilidad para trabajar en solitario, sobre todo si trabaja en la comunidad. Muchos auxiliares tratan y llevan a sus propios pacientes, aunque siempre bajo la supervisión de un terapeuta ocupacional.

Competencias
  • Aconseja sobre ayudas y adaptaciones.
  • Amable.
  • Aptitud para tomar decisiones.
  • Aptitudes para la enseñanza.
  • Aptitudes para llevar registros.
  • Asesora a personas a decidir el tratamiento a seguir.
  • Ayuda a los pacientes a rehabilitarse tras sufrir un accidente o lesionarse.
  • Capacidad para trabajar en equipo.
  • Capaz de dar explicaciones claras y concisas.
  • Capaz de dar información compleja de un modo directo.
  • Capaz de influir en los demás o de persuadirlos.
  • Capaz de tomar la iniciativa.
  • Enseña a los pacientes técnicas para llevar una vida independiente.
  • Habilidades comunicativas.
  • Lleva registros con precisión.
  • Motiva a las personas.
  • Observador.
  • Persuasivo.
  • Proporciona asesoramiento.
  • Sensible.
  • Supervisa el progreso de los servicios prestados a los clientes.
  • Trabaja con personas con discapacidades del aprendizaje.
  • Trabaja con personas con minusvalías físicas.
  • Trabaja con personas con problemas de salud mental.
  • Trabaja con personas mayores.
  • Trabaja realizando terapias ocupacionales postoperatorias.
Estudios oficiales
A continuación se relacionan algunos de los estudios oficiales (ciclos formativos o carreras universitarias) que permiten ejercer esta profesión. Hay que tener en cuenta que dependiendo del ámbito de especialización, es posible que se tenga que complementar la formación con otros cursos más específicos del sector. La formación continua es un aspecto clave para la mejora profesional.
Cursos relacionados