La reputación online es decisiva a la hora de elegir una escuela de negocios

Artículo de opinión

  • 18/02/2014

  • Valora

  • Deja tu comentario
Internet se ha convertido en la principal vía para buscar información. Quienes están pensando en formarse, especialmente aquellos que desean realizar un máster o postgrado, recurren a la red para contrastar opiniones y visitar, al menos, virtualmente el centro. Si tenemos en cuenta los hábitos de los usuarios, vemos cómo el perfil digital de la escuela de negocios o universidad cobra gran relevancia en la actualidad.

De ahí que, a la hora de elegir un centro, es importante que nos fijemos en la imagen que proyecta en Internet y las redes sociales así como la autoridad que tienen en el entorno online. Las opiniones de alumnos y ex alumnos que nos encontremos en foros y webs determinará cómo es la metodología del centro y si realmente los programas se ajustan a la realidad. También debemos analizar cómo actúa la escuela ante comentarios negativos y si dan una respuesta a estos.

Junto al perfil digital, debemos valorar la capacidad de innovación del centro para adaptarse a los cambios del mercado y alejarse de los modelos tradicionales. Surgen nuevos puestos de trabajo y las empresas demandan profesionales cualificados y formados para cubrir estas necesidades. Aquellos que estén interesados en formarse en los nuevos perfiles deberán valorar si la escuela de negocios cuentan con programas actualizados en función

Pero además debemos tener en cuenta cómo es el sistema de aprendizaje en el centro. De nada nos servirá encontrar un máster muy innovador si la metodología de estudio es tradicional. Los usuarios tienen a su disposición múltiples fuentes para informarse sin necesidad de recurrir a programas de formación; por lo que es importante que el método de aprendizaje basado en learning by doing y el crowdlearning con un alto componente práctico.  Aquellos centros que hayan introducido las nuevas tecnologías en el día a día de los alumnos y que apuestan por un aprendizaje más social y colaborativo, donde la comunicación es bidireccional, te permitirán estar para afrontar la realidad laboral una vez finalices tus estudios.

La calidad de la formación también se muestra a través del claustro de profesores del programa. Es importante que haya profesionales especializados y expertos de renombre en las diversas áreas del  máster, postgrado o curso. Asimismo, el número de publicaciones académicas como tesis, tesinas y estudios realizadas por miembros del centro también dota de prestigio al centro. Para obtener esta información podemos fijarnos en su nivel en Google Scholar, por ejemplo.

Otro indicativo de calidad es la presencia del centro en los rankings de las mejores escuelas de negocios y universidades, realizados por instituciones de referencia.  Además de conocer cuál es la consideración social que tiene la escuela te permite compararlas con otros centros similares y ver cuál se ajusta más a tus necesidades.

Por último, otros aspectos a considerar son los servicios que ofrezca, como espacios de networking para alumnos o la bolsa de empleo; presta atención a las empresas adheridas así como al grado de inserción laboral de las personas que han cursado el programa que te interesa.

Sin duda, ante la decisión de elegir un centro, siguen imperando factores tradicionales como el profesorado o la metodología de estudio pero cada vez más la reputación social y digital del centro es tenida más en cuenta por los futuros estudiantes. Construir y conservar una buena imagen será decisivo para cualquier institución académica.
Deja tu comentario
Ver comentarios
Subscripción a publicaciones
podrás recibir información de las publicaciones de Educaweb te ofrece