Técnico de mantenimiento de maquinaria agrícola

Descripción
Los técnicos de mantenimiento de maquinaria agrícola realizan el mantenimiento y la reparación de una gran variedad de maquinaria y equipo usado en agricultura, jardinería, silvicultura y horticultura.
Actividades laborales
Los técnicos de mantenimiento de maquinaria agrícola mantienen y reparan una gran variedad de maquinaria agrícola, de jardinería, silvicultura y horticultura. También trabajan en equipos de mantenimiento de espacios verdes, como por ejemplo, segadoras de campos de golf.
 
Pueden trabajar también en maquinaria que se usa para cortar balas de heno, sembrar y arar los campos. En horticultura, trabajan con segadoras, sierras de cadena y maquinaria de cultivo.
 
Los técnicos de mantenimiento de maquinaria agrícola usan sus conocimientos técnicos para diagnosticar y reparar averías. Por ejemplo, pueden desmontar un motor, sustituir piezas rotas o gastadas y volverlo a montar. Deben poderlo hacer con rapidez para que las máquinas estén el mínimo tiempo fuera de servicio.
 
Sus reparaciones también incluyen el uso de técnicas especializadas como la soldadura.
 
Cuando realizan el mantenimiento de la maquinaria, se aseguran de que todo funcione correctamente. Sustituyen piezas viejas y comprueban o cambian el aceite y el líquido de frenos siguiendo los procedimientos recomendados por los fabricantes.
 
También pueden preparar presupuestos para sus clientes. Cuando las existencias de piezas de recambio son bajas, piden nuevas piezas cumplimentando una hoja de pedidos. Pueden hacerlo a través de Internet o mediante un sistema informático de pedido de piezas. El uso de ordenadores es cada vez más frecuente para mantener el registro y probar la maquinaria.
 
Los técnicos de mantenimiento de maquinaria agrícola trabajan en el interior, en talleres, a veces en entornos sucios y llenos de aceite, y en el exterior, en el campo. Cuando trabajan en el exterior, las condiciones pueden ser de frío, humedad, suciedad y mal olor.
 
Para ciertas tareas, los técnicos de mantenimiento de maquinaria agrícola deben vestir ropa de protección, a fin de trabajar de forma segura. También pueden conducir tractores u otros vehículos.                             
Perfil profesional
Como técnico de mantenimiento de maquinaria agrícola, se le requerirán las características siguientes:
  • Buenas habilidades prácticas.
  • Un alto interés en temas técnicos.
  • Estar en buena forma física para poder agacharse, levantarse y estirarse.
  • Dedos hábiles para manipular herramientas y piezas pequeñas.
  • Ser lógico y paciente en la búsqueda de averías.
  • Buenas habilidades organizativas para gestionar la carga de trabajo.
  • Ciertos conocimientos de informática y tecnología.
  • Buenas habilidades comunicativas, ya que necesitará explicar, de forma clara, averías y reparaciones a personas sin formación técnica.
Es posible que deba disponer del carné de conducir.
Competencias
  • Actitud responsable.
  • Aptitudes para gestionar el tiempo.
  • Bien organizado.
  • Capaz de dar información.
  • Capaz de realizar acciones como agacharse o levantar cosas.
  • Desmonta motores y maquinaria, sustituye piezas rotas o desgastadas y vuelve a montar.
  • Destrezas en informática.
  • Diagnostica fallos en maquinaria agrícola.
  • Elabora presupuestos para los clientes.
  • Habilidad para los números.
  • Habilidades comunicativas.
  • Habilidades prácticas.
  • Habilidades técnicas.
  • Habilidoso con las manos y los dedos.
  • Junta piezas de metal soldándolas.
  • Lleva un registro de los sistemas informáticos.
  • Mantiene y repara una amplia variedad de maquinaria agrícola, forestal y hortícola.
  • Metódico.
  • Paciente.
  • Permiso de conducir completo.
  • Realiza pedidos de piezas de repuesto.
  • Revisa y cambia aceite y líquido de frenos.
  • Sensato.
  • Sigue los procedimientos de reparación recomendados por el fabricante.
  • Supervisa y repara equipamiento.
  • Utiliza tecnología de diagnóstico asistido por ordenador.
Estudios oficiales
A continuación se relacionan algunos de los estudios oficiales (ciclos formativos o carreras universitarias) que permiten ejercer esta profesión. Hay que tener en cuenta que dependiendo del ámbito de especialización, es posible que se tenga que complementar la formación con otros cursos más específicos del sector. La formación continua es un aspecto clave para la mejora profesional.
¿Te ayudamos a encontrar tu curso ideal?
Nuestro buscador encuentra hasta 3 cursos
que encajan mejor con tus características
Déjanos tus datos
para que los centros contacten contigo y puedan ampliarte la información de los cursos sin compromiso
Rellenar con FacebookRellenar con Facebook